© 2003 Txema Rodríguez

Blog

Eso

- 13 mayo, 2003

A veces la vida es un condón de gasolinera. Aprieta mucho donde no debe.

Prev Post:

Progreso

Next Post:

Lunares