© 2015 Txema Rodríguez

Blanco y negro / Blog / Diablo / Reportajes

Líbranos de todo mal

- 8 junio, 2015

Una cría de gorrión cae del nido aturdida por el calor. Un arco románico permite la entrada a una iglesia inexistente de un pueblo desaparecido. Es un paisaje distópico repleto de trigo amarillo y verde. Una tierra que fue sagrada en la que habitan diablos y demonios. Cerca, en Castrillo de Murcia, uno de los más populares de España: El Colacho, el antagonista del Santísimo Sacramento, un personaje burlesco al que insultan niños y mayores y a los que golpea en atropelladas carreras con su zurriago con forma de cola de animal. El personaje intenta quebrantar las celebraciones eucarísticas y el domingo, en el clímax de esta fiesta inclasificable, mientras se bendice a los vecinos y a los niños inocentes recostados en colchones, el diablo salta sobre ellos para liberarlos de su influencia. Resulta difícil hallar las palabras. También resulta innecesario.

Un demonio bajo el pie de San Bartolomé, madera policromada del siglo XVIII. Colegiata de Santa María la Real de Sasamón.

Un demonio bajo el pie de San Bartolomé, madera policromada del siglo XVIII. Colegiata de Santa María la Real de Sasamón.


Arco de San Miguel Cerca del núcleo urbano, junto a la carretera que lleva a Alar del Rey. Es el resto que queda de la iglesia románica del despoblado de San Miguel de Mazarreros. Siglo XII

Arco de San Miguel
Cerca del núcleo urbano, junto a la carretera que lleva a Alar del Rey. Es el resto que queda de la iglesia románica del despoblado de San Miguel de Mazarreros. Siglo XII.


Un vecino de Castrillo de Murcia y su perro.

Un vecino de Castrillo de Murcia y su perro.


Niños en las escaleras de acceso a la iglesia de Castrillo de Murcia.

Niños en las escaleras de acceso a la iglesia de Castrillo de Murcia.


El Colacho persigue con su látigo a los jóvenes por las calles en la "vuelta" de la noche del sábado.

El Colacho persigue con su látigo a los jóvenes por las calles en la “vuelta” de la noche del sábado.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El espectáculo nocturno.

El espectáculo nocturno.


El sol entre las ruinas del antiguo monasterio de San Antón, regido por los antonianos, que se dedicaban a cuidar de los enfermos que llegaban haciendo el Camino de Santiago. Castrojeriz.

El sol entre las ruinas del antiguo monasterio de San Antón, regido por los antonianos, que se dedicaban a cuidar de los enfermos que llegaban haciendo el Camino de Santiago. Castrojeriz.


Salida de la misa solemne del domingo.

Salida de la misa solemne del domingo.


Salida de la misa solemne del domingo.

Salida de la misa solemne del domingo.


Vuelta por las calles del domingo.

Vuelta por las calles del domingo.


Vuelta por las calles del domingo.

Vuelta por las calles del domingo.


Preparación de los altares.

Preparación de los altares.


Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.

Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.


Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.

Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.


Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.

Los colchones en los que se coloca a los bebés se reparten en varios puntos del pueblo.


Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.

Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.


Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.

Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.


Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.

Los pequeños sobre los que saltará el Colacho son los protagonistas del día grande de la fiesta. Al pasar sobre ellos espanta la influencia maléfica del diablo y resulta derrotado.

Next Post:

Un nuevo día